Orbitopatía tiroidea

En un
5%
de los casos, amenaza grave para la visión
Enfermedad más común de la órbita:
70%
de las patologías orbitarias
Офтальмопатия щитовидной железы

¿Qué es?

La orbitopatía tiroidea es una enfermedad de origen inmunológico que afecta el funcionamiento de la glándula tiroides por un lado y a componentes orbitarios, en conjunto o aisladamente. Cursa con un aumento de volumen de los músculos extraoculares y grasa orbitaria provocando proptosis o exoftalmos (ojos saltones).

¿Por qué se produce?

La mayoría de los casos, la enfermedad viene asociada a un hipertiroidismo, aunque también puede ocurrir en pacientes con hipotiroidismo e incluso en personas sin enfermedad tiroidea.

Ocurre porque ciertas moléculas están presentes tanto en la glándula tiroides como en la órbita, y reaccionan contra la glándula y contra los tejidos orbitarios (tejido graso orbitario y los músculos extraoculares) inflamándolos.

¿Cómo se puede prevenir?

La orbitopatía tiroidea no se puede prevenir. Sin embargo, una valoración oftalmológica en el momento del diagnóstico del problema tiroideo o antes de recibir radioterapia tiroidea puede permitir un mejor control y seguimiento de la enfermedad para detectar los problemas tempranamente y evitar complicaciones.

Esta enfermedad tiene un comienzo mal definido con inflamación orbitaria, que se manifiesta en forma de hinchazón palpebral, proptosis, retracción palpebral y en ocasiones estrabismo (desviación de los ojos), generalmente sin dolor asociado. La progresión y la gravedad de la orbitopatía tiroidea es muy variable, llegando en algunos casos a poner el riesgo la visión.

Una vez iniciada la patología, el periodo de actividad inflamatoria puede durar entre pocos meses y hasta 2 años. Pasado este periodo, con la enfermedad ya estabilizada, es muy poco probable que el proceso se reactive.

Algunos síntomas que se pueden asociar a la orbitopatía tiroidea son:

  • Sensación de cuerpo extraño, irritación ocular y lagrimeo por exposición corneal
  • Visión doble por estrabismo
  • Disminución de la agudeza visual por compresión del nervio óptico

La afectación ocular generalmente es bilateral, pero puede ser unilateral o ser muy asimétrica. Afecta principalmente a mujeres entre los 40 y 60 años y su progresión está altamente relacionada con el tabaquismo.

La orbitopatía tiroidea puede aparecer incluso antes de haberse diagnosticado la enfermedad tiroidea.

El tratamiento de la orbitopatía tiroidea se hace según el estadio de la enfermedad y los problemas que se detecten.

En etapas iniciales, cuando ocurren todos los cambios inflamatorios, el tratamiento está dirigido a proteger la superficie ocular de la desecación por exposición. El tratamiento antiinflamatorio con corticoides se reserva para casos en que el cuadro inflamatorio pone en riesgo la visión.

En algunos pacientes, luego de pasado el periodo inflamatorio, los ojos vuelven a su condición normal y no requieren tratamiento quirúrgico. Pero en otros casos, en etapa crónica la inflamación se reemplaza por fibrosis de los músculos y de la grasa orbitaria, para lo cual se realiza tratamiento quirúrgico mediante descompresión orbitaria para corregir la proptosis. Posteriormente, si es el caso, se corrigen el estrabismo y la retracción palpebral.