DMAE. Nuevo test de riesgo genético

Detectar a tiempo la degeneración macular es clave para frenar su desarrollo y salvaguardar la visión. Un test permite conocer nuestra predisposición genética a padecer DMAE

Hace sólo dos años que María Guash, de 61 años, descubrió que las manchas negras que ensuciaban su visión al enfocar los objetos no eran tan inofensivas como creía. "Me aparecía un borrón negro y muchas lucecitas blancas alrededor, aunque como no me dolía no le presté atención", explica. Su médico de cabecera le aconsejó primero cambiar de gafas y un especialista le modificó incluso el cristal. Al no percibir mejoría, acudió a la consulta de otro experto que, finalmente, le diagnosticó Degeneración Macular Asociada a la Edad (DMAE).

La paciente, que regenta una tienda en Barcelona, lamenta ahora no haber dado antes con la patología por que ese retraso en el diagnóstico le ha supuesto menos visión en uno de sus ojos. Su testimonio da fe de la importancia de combatir de forma precoz esta enfermedad, principal causa de pérdida severa de visión en personas de edad avanzada en los países desarrollados.

La Unidad de Genética del Insituto de Microcirugía Ocular de Barcelona (IMO) ofrece de forma pionera desde mayo consejo genético sobre la enfermedad a todas aquellas personas que accedan a someterse a un sencillo test.

Descargar el artículo en PDF.