Cirugía de catarata congénita

¿Qué es?

Es una intervención para extraer el contenido opaco del cristalino en bebés o niños con catarata congénita.

¿En qué casos se realiza?

Cuando la catarata afecta al desarrollo visual del bebé o del niño, debe operarse cuanto antes. Si se sospecha que la afectación al desarrollo visual es leve se deben ir controlando de forma frecuente por un oftalmólogo especializado en cataratas infantiles (ya que son distintas y con consecuencias muy distintas a las del adulto).

La cirugía de la catarata pediátrica no está exenta de complicaciones y riesgos, por eso se prefiere una actitud expectante en los casos con buen desarrollo visual a pesar de que tengan catarata. Pero cuando la catarata es grande y perjudica a la visón no se debe esperar.

En cataratas congénitas bilaterales el periodo más adecuado de tratamiento es antes de las 10-12 semanas de vida y en cataratas unilaterales antes de las 6 semanas de vida. Dentro de este margen de tiempo es cuando se obtienen mejores resultados en cuánto a pronóstico de recuperación de visión.