Avances y nuevas perspectivas en el tratamiento de las patologías retinianas

Terapias génicas, células que segregan fármacos, tecnología 3D en quirófano, teleoftalmología… son algunos de los conceptos que protagonizaron el último congreso Trends in surgical and medical retina.

Los principales expertos mundiales en el campo de la retina compartieron en IMO las últimas novedades de la especialidad con motivo del congreso Trends in surgical and medical retina, dirigido por el Dr. Borja Corcóstegui.

En su tercera edición, este encuentro de referencia internacional congregó a 350 oftalmólogos de todo el mundo y puso de manifiesto la necesidad de avanzar hacia soluciones que permitan a los pacientes conservar una visión útil toda la vida.

Terapias génicas

Para alcanzar este objetivo, una de las grandes apuestas son las terapias génicas, que han demostrado su eficacia en estudios que se encuentran en la última fase antes de la comercialización. Como paso previo a su aplicación, los expertos reunidos en Barcelona hicieron hincapié en la importancia del diagnóstico genético de los pacientes candidatos a estas terapias.

Inyecciones intraoculares

La nueva generación de tratamientos de la mano de las terapias génicas se prepara para compartir protagonismo con una revolución ya consolidada y en constante avance en el campo de la retina: las inyecciones de fármacos intraoculares.

El reto actual con estos fármacos, que logran disminuir el número de cirugías y, en muchos casos, mejorar los resultados, es el perfeccionamiento de fórmulas que permitan reducir la dependencia de los pacientes, con un menor número de inyecciones. Para ello, se está trabajando en medicamentos de larga duración y en combinaciones de diferentes fármacos, así como en el desarrollo de tratamientos de liberación sostenida.

Células que segregan fármacos

En paralelo al estudio de la implantación de dispositivos que liberan fármacos en el interior de la retina, se están llevando a cabo otros ensayos, en este caso en fase I, que consisten en inyectar en la retina células modificadas para segregar fármacos en contra de los factores que dañan la retina y producen, por ejemplo, neovascularización o edema macular.

De confirmarse los buenos resultados iniciales, no solo será posible mejorar la visión de los pacientes, sino también evitar que tengan que someterse mensualmente a inyecciones, gracias a una efectividad de más de un año.

OCT y tecnología 3D en quirófano

Además de centrar su interés en los avances médicos en el tratamiento de las patologías retinianas, los especialistas que se dieron cita en el Trends in retina abordaron los progresos experimentados en quirófano, especialmente en lo que se refiere al visionado de la retina por parte de los cirujanos. En este sentido, destacaron los beneficios de la “reinvención” de la OCT mediante su integración al equipo quirúrgico y debatieron la aportación de algo tan innovador como es la cirugía en 3D.

Microincisión

El detalle proporcionado por estas nuevas formas de visionado hace posible llevar a cabo operaciones de máxima precisión. A ello también contribuye el uso de instrumentos de calibre reducido para una cirugía de microincisión, mínimamente invasiva, que ha permitido reducir el tiempo de las intervenciones y el riesgo de complicaciones, con mejores resultados visuales y un mayor confort para los pacientes.

Teleoftalmología

Finalmente, en lo que se refiere a la prevención y al seguimiento de las personas afectadas por patologías retinianas, una de las novedades presentadas en el congreso de IMO fue el desarrollo de la telemedicina para monitorizar, entre otros parámetros, la agudeza visual de los pacientes desde casa, a través de una aplicación móvil.

La extensión del uso de smartphones entre la población pone este avance al alcance de los pacientes, sobre todo aquellos con enfermedades crónicas, y abre la puerta a nuevas perspectivas, como la posibilidad de realizar retinografías con el móvil, acoplando al teléfono un adaptador de plástico y una lente.