La pérdida de visión, una de las principales preocupaciones de los pacientes diabéticos

El primer vídeo-chat organizado por IMO y Canal Diabetes permite resolver en directo, de la mano de la Dra. Burés, las dudas más frecuentes sobre el impacto visual de la enfermedad

El Día Mundial de la Diabetes se celebra este sábado, 14 de noviembre. Por ello, como cada año, IMO ha querido mostrar su apoyo a estos pacientes, cuyo riesgo de pérdida severa de visión es 25 veces superior al resto de la población. En esta ocasión, lo ha hecho organizando, junto a la plataforma digital Canal Diabetes, un vídeo-chat en el que personas con diabetes y sus familiares han podido realizar consultas sobre el impacto de la diabetes en la visión.

“Esta complicación es una de las que más preocupa al colectivo diabético, por encima del riesgo de infarto o de la necesidad de diálisis por insuficiencia renal”, como revelan estudios recientes y según explicó la Dra. Anniken Burés, especialista en retina del Instituto, en el consultorio online, realizado el jueves, 12 de noviembre. En este sentido, la Dra. Burés dejó claro que “la prevención es la clave de muchas patologías y, en concreto, de la retinopatía diabética, principal complicación ocular en pacientes diabéticos y, no lo olvidemos, primera causa de ceguera en edad laboral en países industrializados”.

Prevenir, el primer paso

Según la especialista, “la prevención de la retinopatía diabética empieza por un buen control metabólico de la diabetes, ya que, por mucho que a veces sea fácil olvidarse de que es una enfermedad crónica, esta no se olvida de los pacientes y sigue avanzando”. Así pues, mantenerla a raya y evitar descompensaciones en la presión arterial o los niveles de glicemia es fundamental para reducir el impacto de sus daños acumulativos.

De ahí que uno de los factores más determinantes en la aparición de complicaciones sea no tanto la edad de los diabéticos – como algunos se preguntaban en el vídeo-chat – sino los años que llevan conviviendo con la patología. Aproximadamente la mitad de los pacientes con 15 o más años de evolución de su diabetes presentan algún grado de alteración vascular en la retina, por los que las revisiones oftalmológicas periódicas son otra herramienta preventiva indispensable.

Instaurar el control periódico

“Los programas de screening y de detección precoz están cada vez más instaurados y ganan importancia, ya que nos permiten detectar a tiempo posibles alteraciones y, con ello, iniciar un tratamiento temprano con el que combatir la pérdida de visión y mejorar el pronóstico final”.

El hecho de que las complicaciones de la diabetes sean a largo plazo no debe hacer bajar la guardia, especialmente en el caso de los pacientes diabéticos tipo 2, en los que el momento del diagnóstico de la diabetes no siempre coincide con el debut de la enfermedad, que puede pasar desapercibida. Como consecuencia, “hasta un 10% de estos pacientes ya presentan algún signo de retinopatía diabética cuando acuden por primera vez a la consulta del oftalmólogo”, expuso la Dra. Burés. Tener conciencia de la diabetes y de sus implicaciones visuales, así como del papel activo que el afectado juega en su control, es, por tanto, la “medida más eficaz”, según se concluyó en este primer vídeo-chat impulsado por IMO y Canal Diabetes, a las puertas del día mundial de la enfermedad y que también se puede consultar en este enlace.

You may be interested in